Cómo hacer una sabanilla: guía paso a paso

Tabla de contenidos

La sabanilla es una pieza fundamental en cualquier cama. No solo nos proporciona comodidad y confort durante el descanso, sino que también protege nuestro colchón y le da un toque decorativo al ambiente. Si estás buscando ahorrar dinero y personalizar tus sábanas, aprender cómo hacer una sabanilla puede ser la solución perfecta. En este artículo, te enseñaremos paso a paso cómo confeccionar una sabanilla desde cero, sin necesidad de ser un experto en costura. ¡Acompáñanos!

Materiales necesarios

Antes de comenzar, asegúrate de tener todos los materiales necesarios a mano. Aquí te dejamos una lista de lo que vas a necesitar:

  • Tela de algodón o de tu elección (cantidad suficiente para cubrir todo el colchón, teniendo en cuenta los pliegues y dobladillos).
  • Tijeras.
  • Elasticidad de 1 cm de ancho (suficiente para abarcar el perímetro del colchón).
  • Hilo y aguja o máquina de coser.
  • Plancha.
  • Tijeras.

Paso 1: Medición y corte de la tela

Lo primero que debes hacer es medir el colchón para determinar las dimensiones de la sabanilla. Mide largo, ancho y alto cuidadosamente, y toma nota de estas medidas. Asegúrate de medir la altura del colchón desde la parte superior hasta el punto donde quieres que llegue la sabanilla.

Una vez que tengas las medidas, añade un margen de costura de al menos 5 cm a cada lado, para tener suficiente tela para los dobladillos. Con las medidas y el margen de costura, corta la tela según las dimensiones obtenidas.

Paso 2: Dobladillos

Para evitar que la tela se deshilache y se vea prolija, es importante realizar los dobladillos. Dobla cada borde de la tela hacia adentro, aproximadamente 2,5 cm, y plancha para marcar el doblez. Luego, cose el dobladillo en su lugar. Puedes hacer esto a mano o utilizar una máquina de coser.

Paso 3: Añadir la elasticidad

Para asegurarte de que la sabanilla se ajuste perfectamente al colchón, añade la elasticidad en los bordes largos de la tela. Estira la elasticidad alrededor del colchón y marca el punto de corte. Asegúrate de que la elasticidad esté tensa pero no demasiado estirada. Cose los extremos de la elasticidad para formar un círculo y luego cóselo a los bordes largos de la sabanilla. Asegúrate de distribuir la tensión de manera uniforme a lo largo de la sabanilla.

Paso 4: Terminar la sabanilla

Una vez que hayas cosido la elasticidad en los bordes largos, revisa que todo esté bien asegurado. Corta cualquier hilo suelto y plancha la sabanilla para darle un acabado final.

Conclusión

Ahora que has aprendido cómo hacer una sabanilla, estás listo para poner en práctica tus habilidades de costura. Personalizar tus sábanas y ahorrar dinero en el proceso es una gran manera de agregar un toque personal a tu dormitorio. Sigue estos simples pasos y en poco tiempo tendrás una sabanilla hecha por ti mismo. ¡Disfruta del proceso y duerme en la comodidad de tu creación!

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Cómo hacer una sabanilla: guía paso a paso puedes visitar la categoría Manualidades.

¡No te pierdas esta otra información!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Go up
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad